Inicio / Colaboraciones / UN BALANCE ESTIVAL
Cuando estoy lejos de Villoria y abro mi ordenador lo primero que pincho es BESANA

UN BALANCE ESTIVAL


Cuando estoy lejos de Villoria y abro mi ordenador lo primero que pincho es BESANA
El verano 2013 se alejó tan silencioso como todos los demás dejando muchas ilusiones incumplidas y algunas logradas que son las más importantes para todo ser humano. Para mí la ilusión de cada año concluye con esta etapa de mi vida en la que me siento muy feliz, el motivo es poder pasar cuatro largos meses en mi pueblo compartidos con las buenas y tolerantes personas que todavía quedan.

Con este «hasta pronto» quiero desearos un feliz invierno a pesar de que algunos os quejáis de lo largo y triste que resulta, sobre todo por esos días tan fríos que se hacen interminables, con lo agradable que es el verano y la calidad de vida que se respira.

Así que seamos optimistas gritando «ya vendrá el verano», y con él volveremos los pesados jamoneros, digo esto para descontento de los que tienen muy mala «milk» que cuando llegamos cada año repiten lo mismo, ya están aquí los de Bilbao o los de Madrid. Para esas personas, si no se han enterado, que se enteren de una vez, que yo que soy villoreja hasta la médula y me resbala si hay personas a las que les molesta y mucho. A mí sólo me importan esas buenas personas que entiendan el significado de ese refrán que dice «A tu tierra grulla aunque sea con una patita sola».

Cuando estoy lejos de Villoria y abro mi ordenador lo primero que pincho es BESANA. Disfruto cuando hay buenas noticias y siento todo lo contrario cuando no lo son tanto, sobre todo por esa juventud que valiendo mucho no tiene lo necesario para realizarse como personas, que no pueden estudiar porque cada vez se lo ponen más difícil, o que no pueden hacer frente a gastos de matrículas ni desplazamientos porque los padres han perdido algo a lo que todos teníamos derecho: el trabajo. Y como no estamos para tirar cohetes dejémoslos para las próximas fiestas y vivamos esta realidad de mala época que tardará en pasar, aunque los que nos gobiernan hablen a todas horas de repuntes y brotes verdes y mil cosas más que se inventan por lo hipócritas que son, sólo tenemos que ver el panorama y sus medidas, reformas laborales pésimas, que ni han dado ni darán nunca buenos resultados.

Recordemos: funcionarios con tres años de sueldo congelado, pagas extras impagadas, sueldos más bajos para quien tiene la suerte de trabajar, otros que aunque trabajan no cobran… ¿con qué moral puede trabajar una persona sin percibir ni un euro de su sueldo hace más de seis meses? En cuanto a los pensionistas, que somos los que tiramos del carro en muchos casos, se están quedando con el fruto de nuestro sudor, subiéndonos unos céntimos que les tenía que dar vergüenza, mientras los precios y los impuestos se disparan. Pero por dios, ¿alguien piensa que así se podrá vivir mucho tiempo?

.A todos los gobernantes de España, en general, les digo que no piensen tanto que se van a quedar calvos y luego estarán muy feos. Como dice la Constitución que todos somos iguales ante la ley, pues que apliquen esta reforma tan sencilla: vamos a cobrar todos lo mismo, ellos los primeros, sin ninguno de los muchos privilegios que tienen, al menos hasta que pasemos esta mala racha. De esta manera, sí que llegarían los brotes verdes y de todos los colores, de paso se enterarían lo que es necesidad y tomarían medidas más justas y rápidas. Para mí son unos impresentables, no merecen nuestro respeto, ya que ellos no respetan a nadie, sólo se quieren ellos y mucho, mientras, juegan con nosotros y nos toman por idiotas diciendo cosas que ni ellos mismos se creen por ser patrañas y mentiras para seguir en la poltrona, pero que se enteren de una puñetera vez que nosotros tampoco les creemos. Ya me he cabreado tanto como para dejar este tema y pasar a otro más agradable para mí y retomar así mi balance veraniego.

Como no he tenido ocasión de opinar sobre las fiestas de la Virgen de la Vega 2013 os hago llegar mi sentir. En general me han gustado, austeras como lo merece la ocasión, pero igual de divertidas que otros años donde se gastaba lo que no teníamos. Las jornadas culturales muy amenas y variadas tanto para los niños como para los mayores. El atletismo me encantó, la deportividad de los corredores y aficionados que lo dan todo en pro de una vida sana y compañerismo. Un olé a todos ellos, especialmente para esas corredoras con dos ovarios bien puestos. No puedo opinar igual del fufbito que, aunque no entiendo mucho, en mi cabeza no cabe que niños de 16 años barbilampiños se tengan que enfrentar a hombres de 30 años o más con cuerpos como armarios con el correspondiente miedo de esos niños y resultados de 1 a 20 o más. No sé si esto se podría hacer de otra manera. Y para esos mismos jugadores que se creen tan poderosos cuando llegan a la final, que sean más honestos y deportistas cuando tienen enfrente a los de su igual para evitar partidos tan bochornosos como la final de este año entre Villoruela y Paradinas, ciertos jugadores no merecen estar en los campeonatos de nuestro pueblo donde hay tantos niños entre el público.

Otro olé para las organizadoras del concurso cultural muy ameno y divertido sin perder ni un ápice de eso para lo que se hace: LA CULTURA. Otro olé al cambio de hora del pregón y ofrenda floral. Me gusta que quienes gobiernan nuestro pueblo escuchen de vez en cuando a los vecinos aplicando siempre este sabio refrán que dice «Ven más cuatro ojos que dos».

Me despido de todos vosotros hasta la próxima. Vuestra amiga

BASI CASCÓN

Te interesa

FELICIDADES, Satur

Hoy es un día especial para mi y sobre todo para quien van dedicadas estas …