Inicio / Sociedad / NOCHE DE SAN JUAN

NOCHE DE SAN JUAN


23 de Junio, la noche más corta del año según la leyenda, aunque en realidad la noche más corta del año es la del 21 de junio, día del solsticio de verano. Parece ser que la proximidad de la fiesta de San Juan Bautista hizo coincidir fiesta religiosa y fiesta pagana, celebrándose ambas la noche del 23 al 24 de Junio.

El fuego es el gran protagonista de esta fiesta. Muchas son las interpretaciones que se han hecho sobre este ritual que se viene celebrando en todo el hemisferio norte desde tiempos ancestrales. La más extendida es la de que a partir de esta noche los días empiezan a ser más pequeños y el sol luce más débil, con las llamas de las hogueras se le da más “fuerza” y se le ayuda en su periplo hasta el solsticio de invierno.

La función “purificadora” de el fuego también está presente en esta costumbre: las llamas darán buena cuenta de todo lo malo que nos ha ocurrido durante todo el año y los buenos deseos que se formulen ante la hoguera nos acompañaran a partir de ahora hasta la siguiente celebración.

También en esta época los agriculturas tenían su particular visión de lo que simboliza el fuego en sus cosechas: comenzaba el verano y esto era sinónimo de fecundidad. Había más horas de luz y disponían de más tiempo para realizar sus tareas y para divertirse; llegaba también el momento de recoger el fruto del trabajo y almacenarlo ante la llegada del largo invierno.
Hay multitud de leyendas que giran en torno a esta noche y a lo que se realiza en torno
a las hogueras, como la de que encenderlas con cosas viejas alejará los malos momentos pasados o que pasar por encima de ellas nos inmunizará y nos librará de distintas dolencias a lo largo del año.

La noche de San Juan también está llena de rituales tales como los que a continuación detallamos:

Si te paseas descalzo sobre el rocío de esa noche, tendrás buena salud todo el año.
Colocando ramas de pino en tus puertas, evitarás la caída de rayos
Las hierbas medicinales que recojas esa noche tendrán mejores poderes curativos.
Los cultivos estarán a salvo de plagas y enfermedades si se humean con hierbas encendidas esa noche.
Las aguas y fuentes iluminadas por los primeros rayos de sol de ese día tendrán poderes curativos todo el año.
A media noche, hacer una cruz en los árboles nos asegura una buena cosecha de fruta.
Y este para el que le guste tocar la guitarra: Si se coloca debajo de una higuera con una guitarra en la mano durante toda la noche, a la mañana siguiente sabrá tocar el instrumento.

Hay muchos más, cada uno que se aplique el que más le convenga, convenza, interese o le divierta. En cualquier caso, los motivos por los cuales se sigue celebrando esta fiesta nos da la impresión de que distan mucho de lo que hemos expuesto anteriormente y no digamos ya de los religiosos.

En Villoria también hay vecinos que celebran esta noche a su manera. Alguna que otra hoguera arde en diversas partes del pueblo, pero es en la calle El Juncal donde ya llevan preparando su particular fiesta durante varios años consecutivos. En torno a las llamas se reúnen los vecinos de esta calle y otras adyacentes para dar cuenta de unas buenas viandas, previa aportación de su cuota correspondiente; el buen vino y los refrescos completan este rato agradable para todos. Madera, cartón, trapos, papeles etc., todo quedará convertido en cenizas, como también lo quedarán simbólicamente los malos momentos pasados durante el pasado año.

Más fotos en Galerías: Fiestas populares

Te interesa

FIESTAS DE CORDOVILLA 2017

Del 21 de Julio hasta el 25 de julio del 2017