Inicio / Actualidad / ¿TRADICIÓN?

¿TRADICIÓN?


Según el diccionario de la lengua española, Tradición es, en una de sus acepciones,: “la transmisión de doctrinas, ritos, costumbres, etc. hecha de generación en generación.”
Como ya hemos publicado varias veces y nos lo recordaba en su reciente colaboración “Otra antigua”, la fiesta del Lunes de Aguas en Villoria se viene celebrando desde 1846 por los motivos de todos conocidos. Nada que ver con aquellos por los cuales se celebra en Salamanca capital y en el resto de la provincia. Es, pues , la segunda fiesta del pueblo en importancia. La tradición marcaba celebrarla teniendo como eje central lo motivos religiosos que habían motivado su nacimiento. La misa, la procesión, el convite, los posteriores aperitivos y la comida siempre en familia, eran lo más típico de ésta como de otras fiestas. Esto si que era tradicional si nos atenemos a la definición del diccionario.

De unos años a esta parte, las cosas han ido cambiando, sino en lo sustancial, si en la forma de afrontarlo. La juventud, parte activa en cualquier fiesta que se precie, ha decidido hacer la guerra por su cuenta y “ha pasado” literalmente de la tradición. Ahora lo que ¿mola? es pasar el día festivo en lo que aquí llamamos el Monte. Hornazo, parrilladas, tortilla etc. etc. todo ello regado con la correspondiente bebida, es lo que ha sustituido a lo que reseñábamos anteriormente. ¿Esto es tradición? .De momento no se puede considerar como tal, tendrá que pasar más de una generación para que esta diáspora juvenil el día de la Fiesta del Voto sea una tradición.

¿Fiesta religiosa o fiesta pagana?. Con las excepciones que toda generalización conlleva, el tema está muy claro: la mayoría de la población de mediana edad para arriba sigue optando por la tradición, como demuestran las fotos de los actos religiosos. La gente joven se inclina por la parte pagana de la fiesta, una vez más nos remitimos a las fotos esta vez tomadas en el Monte.
Total respeto para cualquiera de las opciones que cada uno haya elegido, pero visto el panorama que presenta nuestro pueblo en un día tan señalado como este (con menos ambiente que un domingo cualquiera), nuestra pregunta se dirige una vez más a la juventud, aunque mucho me temo que no tendremos respuesta: ¿Hay que dejar el pueblo semi vacío para celebrar en compañía de amigos(as) la fiesta del Lunes de Aguas?. ¿No hay lugares más cercanos donde poder disfrutar de lo mismo y dar ambiente al pueblo? ¿Son las encinas las que atraen más que los chopos o por el contrario es precisamente la mayor distancia entre aquellas y el pueblo lo que os invita a ir hasta allí? Si estuviera aquí el monte y allí la alameda ¿seguiriais yendo al monte?.

La respuesta la tenéis vosotros. Lo que nosotros hacemos son simples elucubraciones. ¿Habrá algún joven o “jóvena ” que nos saque de dudas?. Esperemos.

WAPO

Te interesa

YA QUEDA MENOS, COMIENZA LA CUENTA ATRAS

Un año más despedimos las fiestas de Villoria con nuestra particular Nochevieja. Una Nochevieja que …